farmaco.es.

farmaco.es.

Alimentos que te ayudan a combatir las náuseas sin tomar medicinas

Alimentos que te ayudan a combatir las náuseas sin tomar medicinas

Las náuseas son una sensación desagradable que pueden tener diferentes causas, como el embarazo, el mareo, el dolor, la ansiedad o la ingesta de ciertos alimentos o medicamentos. Si bien existen medicamentos para combatir las náuseas, estos pueden tener efectos secundarios y no ser compatibles con otros tratamientos o condiciones médicas. Por ello, es importante conocer qué alimentos pueden ayudarnos a aliviar las náuseas de forma natural y efectiva.

En este artículo, te mostraremos algunos alimentos que, por sus propiedades y nutrientes, pueden ser beneficiosos para combatir las náuseas de forma segura y saludable. Estos alimentos pueden ser consumidos solos o combinados entre sí, dependiendo de las preferencias y necesidades de cada persona.

Alimentos ricos en fibra

La fibra es un nutriente esencial que ayuda a regular el tránsito intestinal, prevenir el estreñimiento y reducir la inflamación en el estómago y los intestinos. Consumir alimentos ricos en fibra, como los cereales integrales, las legumbres, las frutas y las verduras, puede ser beneficioso para reducir las náuseas y mejorar la digestión.

Por ejemplo, puedes optar por pan integral, arroz integral, avena, lentejas, garbanzos, manzanas, peras, plátanos, brócoli, espinacas, zanahorias, entre otros alimentos ricos en fibra. Estos alimentos también pueden ayudarte a sentirte más saciado y controlar el apetito, lo que puede prevenir las náuseas causadas por el hambre excesiva.

Alimentos ricos en vitamina B6

La vitamina B6 es un nutriente importante para la salud del sistema nervioso y la producción de serotonina, un neurotransmisor asociado al buen humor y la felicidad. Consumir alimentos ricos en vitamina B6, como el plátano, el aguacate, el salmón, el atún, el pollo, las nueces y las semillas, puede ser beneficioso para combatir las náuseas relacionadas con el estrés, la ansiedad o la depresión.

Además, la vitamina B6 también puede reducir las náuseas causadas por el síndrome premenstrual y el embarazo. Si estás embarazada, es importante consultar con tu médico antes de tomar suplementos de vitamina B6, ya que dosis elevadas pueden ser perjudiciales.

Alimentos ricos en electrolitos

Los electrolitos son minerales esenciales para el equilibrio hídrico y la función muscular, nerviosa y cardiovascular. Consumir alimentos ricos en electrolitos, como el plátano, el aguacate, las papas, los tomates, el calabacín, la lechuga, las almendras, las nueces y las semillas puede ser beneficioso para combatir las náuseas causadas por la deshidratación o la pérdida de líquidos.

Si tienes náuseas debido a un episodio de gastroenteritis o una actividad física intensa, es importante reponer los electrolitos perdidos y mantener una buena hidratación. También puedes optar por bebidas isotónicas o agua con electrolitos, pero evita las bebidas azucaradas o con gas, ya que pueden empeorar las náuseas.

Alimentos ricos en gingeroles

El jengibre es una planta con propiedades antiinflamatorias, antioxidantes y digestivas, que se ha utilizado desde la antigüedad para combatir las náuseas y los mareos. Los gingeroles son compuestos bioactivos presentes en el jengibre, que pueden estimular el flujo sanguíneo y reducir la actividad de los receptores de náuseas en el cerebro.

Consumir alimentos ricos en gingeroles, como el jengibre fresco, el té de jengibre, las galletas de jengibre, la sopa de jengibre, la limonada de jengibre o los caramelos de jengibre, puede ser beneficioso para prevenir o aliviar las náuseas causadas por el mareo, el embarazo, la quimioterapia o cualquier otra causa. Sin embargo, es importante tener en cuenta que el jengibre también puede tener efectos secundarios como ardor de estómago, diarrea o problemas en la coagulación sanguínea, por lo que debes consultar con tu médico antes de consumirlo en grandes cantidades.

Alimentos frescos y ligeros

Por último, consumir alimentos frescos y ligeros también puede ser beneficioso para aliviar las náuseas y facilitar la digestión. Por ejemplo, puedes optar por platos fríos como ensaladas, gazpachos o sopas frías, que contienen verduras, frutas y hierbas frescas que proporcionan nutrientes y sabor sin cargar mucho el estómago.

También puedes optar por alimentos bajos en grasas y fáciles de digerir, como el pollo a la plancha, el pescado al vapor, las verduras al horno o las frutas frescas. Evita los alimentos fritos, grasos, picantes o muy condimentados, ya que pueden empeorar las náuseas y generar más malestar.

En conclusión, si sufres de náuseas y prefieres evitar los medicamentos, puedes optar por incorporar estos alimentos a tu dieta y ver qué resultados obtienes. Recuerda que cada persona es diferente y las causas de las náuseas pueden ser múltiples, por lo que es importante identificar la causa subyacente y consultar con un médico si las náuseas persisten o empeoran.